Remedios caseros para encias inflamadas


Hola de nuevo, en esta ocasión vamos a utilizar unos remedios para las encías inflamadas, como siempre esperamos que sean de utilidad a quien lo necesite, en primer lugar vamos a ver qué es y que causa la piorrea para luego pasar a unas recomendaciones y remedios populares para esta dolencia, bueno vamos a entrar en materia.

La piorrea es una de las enfermedades más comunes que prevalecen en la actualidad. Este término se utiliza para

Remedios naturales para las encias inflamadas

Remedios naturales para las encias inflamadas

referirse a un trastorno de las encías y los dientes. En esta enfermedad de la membrana que rodea los dientes se ve afectado lo que conduce finalmente a la formación de pus, la contracción de las encías y la pérdida de los dientes. Esta enfermedad afecta a personas de todas las edades desde jóvenes hasta adultos y muestra sus señales de progreso con la edad. Si no se trata, puede dar como resultado la pérdida de los dientes e incluso la pérdida del soporte óseo de los dientes.

En los principales síntomas de la piorrea se aprecia como rezuma la pus en el margen de los dientes y las encías también esto llegará a convertirse en dolor. En etapas más avanzadas de la enfermedad cuando el pus rezuma y entra en el estómago, puede dar lugar a diversos problemas digestivos y hepáticos.

La causa más común de la piorrea es el crecimiento de bacterias dañinas que se acumulan en los dientes. Si la limpieza no es adecuada después de comer algo, se puede formar una capa delgada de placa bacteriana. Cuando en esta placa se acumulan las toxinas producidas por la bacteria, estas irritan las encías haciéndolas sensibles, inflamadas y sangrantes. Además hábitos erróneos en el comer, y la resultante menor vitalidad del sistema se suman al problema. Otras causas que contribuyen en la formación de esta placa incluyen métodos erróneos de cepillado, el uso habitual de alimentos refinados y procesados, el pan blanco y el azúcar blanco, el estrés prolongado y en muchos casos incluso la alergia puede conducir a esta enfermedad.

Curar la piorrea de forma natural:

El tratamiento de la piorrea debe comenzar primero por poner al paciente con una dieta de un jugo rápido durante unos cuatro días. Durante este período, el jugo de zanahoria fresca diluido en agua en una proporción igual se debe tomar durante un intervalo de tres horas durante el día. Un enema de agua tibia se debe administrar diariamente durante este periodo para limpiar los intestinos.

Cumplido el párrafo anterior el paciente puede cambiar a una dieta exclusiva de frutas frescas por más de cuatro días. En este régimen de tres comidas al día de frutas jugosas frescas tales como manzanas, uvas, naranjas, peras, el melón y la piña se deben tomar por el paciente. El paciente puede gradualmente embarcarse en una dieta bien balanceada. Más énfasis se debe poner en la leche, las frutas frescas, verduras cocidas, ensaladas verdes, queso y frutos secos.

Los alimentos como el té fuerte, café fuerte, los alimentos refinados y procesados, azúcar blanco, pan blanco, alimentos carnosos, carne, alcohol, salsas, condimentos y alimentos pegajosos y almidonados deben ser totalmente evitados por el paciente que sufre de la piorrea.

Las encías y los dientes también deben ser estimulados por el consumo de alimentos fibrosos y duros, ya que proporciona una buena forma de ejercicio. Un ejemplo de ello es masticar chapati (Pan Indio) hecho de trigo, ya que toma tiempo para comer y proporciona una buena estimulación de las encías. El trigo es también útil para ayudar el proceso de digestión.

Remedios caseros para la piorrea

Hay varios remedios caseros que se han encontrado beneficiosos en el tratamiento de la piorrea. Un tal remedio es el uso de lima y limón. Debido a su alto contenido de vitamina C fortalecen las encías y los dientes, y también son útiles en la prevención de la inflamación aguda de las encías.

Otro remedio eficaz para el sangrado de las encías es el uso de papaya verde. También es una rica fuente de vitamina C, que ayuda a mantener los dientes sanos y detiene el sangrado de las encías.

El jugo extraído de espinaca cruda también es útil en el tratamiento y prevención de la piorrea. Este jugo es más beneficioso si se toma junto con el jugo de zanahoria en igual proporción.

Además de esto, también deben realizarse ciertas medidas locales para mantener la salud dental y la higiene bucal. Los dientes deben cepillarse dos veces al día por la mañana y por la noche antes de ir a la cama durante al menos tres minutos con una buena pasta de dientes hecha de Neem (Azadiracta Indica) el Neem mata las bacterias presentes entre las encías y los dientes y también ayuda en la eliminación de la placa. Después del cepillado, el masajear las encías suavemente con el dedo índice es también muy beneficioso.

Por lo tanto podemos decir que la piorrea se puede curar con eficacia siguiendo un tratamiento natural destinado a la limpieza de la sangre y los tejidos de impurezas ácidas que son la causa fundamental del problema y elimina la necesidad de que la extracción de dientes.

Soy un apasionado de la medicina natural, los remedios caseros y también un enamorado del enorme poder de las plantas medicinales y sus usos terapéuticos naturales.

Carlos Luengo – who has written posts on Remedios caseros naturales.



Acerca de Carlos Luengo

Soy un apasionado de la medicina natural, los remedios caseros y también un enamorado del enorme poder de las plantas medicinales y sus usos terapéuticos naturales.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *